viernes, enero 06, 2006

Arcadi me contesta a propósito de Sokal

Hoy el periodista Arcadi Espada, con la incisiva acidez que lo caracteriza, me responde a la cita en la que cuestiono su postura acerca de la polémica sobre la veracidad de la ciencia y el análisis semiótico de los que él llama Derri, Baudri...etc. En primer lugar, agradezco la cita de Espada, gran periodista, y que me ha granjeado bastantes visitas. Yo soy un modesto blogger, periodista en ciernes, y estas cosas animan. Aunque te citen para criticarte. Esta es la grandeza del debate en el Ciberespacio, conato opinativo de lo que Teilhard de Chardin denominó "noosfera" y que no es sino la mayor revolución comunicacional de la Historia.

Dicho esto, y aunque el debate seguramente se termine aquí, voy a matizar lo que dice Espada acerca de mi comentario. Él me cita (cut-up... y el intertexto a veces, es el descontexto: descontextualización que cita. Algo muy de los Derri, Baudri y Barthes a los que irónicamente se refiere el Espada) así: “Descubrir un delito provocándolo no es descubrir, es provocar”. Bueno, con las frases que preceden, con las que proseguían a la cita, y con las que añado ahora, centro, una vez más, mi crítica a Sokal. Sokal puede que hiciera una crítica razonable en "Imposturas intelectuales", donde analiza punto por punto la reapropiación ilegítima por parte de la French Theory de términos científicos y en el que, desde la óptica del físico, resuelve que muchas de las afirmaciones de los Derri-Baudri et alt carecen de sentido. Pero el texto impostor que envió a Social Text sólo demuestra su propia impostura, no la de los otros textos. Tal vez demuestre la impostura social en la que algunos textos se reciben, leen y dicen entenderse. Pero no más.

Dicho esto, y yendo ya de la anécdota a la crítica a los postestructuralistas, creo uno de los errores epistemológicos más traídos a la arena del debate de ideas por parte de los "neocon" es la equiparación de la crítica cultural a los postulados de la física. Es decir, la matriz positivista. Si una ciencia, si un pensamiento, no se conduce como la física, es decir, mediante el contraste teórico-empírico de los postulados, es que no es ciencia. Pensamiento débil. Impostura. ¿Excluimos, entonces, la crítica cualitativa, la cultural, la semántica, la semiológica? ¿Cómo estudiamos la evolución de los "poderes" y "saberes", de las "epistemes", es decir, relatos sociales que sirven de guía a conocimientos que se imponen en un momento dado, y luego caen, si no es mediante una radiografía arqueológica cualitativa? ¿Qué nos dice la física acerca de la concepción de la locura, y por tanto, de la razón que se marca una sociedad en un momento dado? ¿Silenciamos los textos? ¿Los ahogamos bajo la aplastante radicalidad del dato empírico?

Por último:

¿Podemos debatir sobre estos temas en dos o más blogs? ¿No es esto pensamiento nómada, rizomático, disperso, débil, impostor? ¿El medio es el mensaje, como decía McLuhan?

Solo ante el silencio después de que el Zeus Espada arrollase a este pobre Prometeo que hurtó, durante un par de días, el fuego a los dioses del Olimpo.

2 Comments:

Anonymous devisita said...

"Pobre Prometeo":
P a t é t i c o

1:42 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Uff...

6:36 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home